No vivimos una época de cambios. Estamos viviendo un cambio de época. Lo he comentado en varias ocasiones con amigos y conocidos. Incluso fue una frase que le gustó tanto Joan Jimenez que la incorporó en su eBook «Cómo cocinar tu marca». Estamos inmersos en un nuevo panorama social en el que las TIC cada vez tienen más poder para:

  • Fomentar nuevos modelos de relación: Entre personas y personas, entre personas y asociaciones, o entre personas e instituciones. Puedes llegar a conocer bastante bien la cara pública de una persona con sólo con seguirle en twitter durante dos o tres meses. Para muestra, mi experiencia personal con Marc Cortés. Twitter es un instrumento para fomentar relaciones.
  • Permitir nuevos modelos de comunicación y de cooperación: Por todos es bien sabido que las TIC, y más concretamente, los Social Media, permiten nuevos modelos y actitudes de comunicación. Perfiles muy distintos están cada vez más activos en los nuevos instrumentos de comunicación transversal y de cooperación que permiten las herramientas del Social Media. Ayer, en los Premis Blocs Cataluña, quedó bien demostrado el espíritu de cooperación al que me refiero. Teaming.info = un padre preocupado por la enfermedad de su hij@ que lanza una idea basada en las TIC y que, por su increíble engagement (tanto como persona como por su visión), consigue que sea un proyecto en apogeo.
  • Permitir nuevos modelos de recomendación. Participar en un grupo de Facebook, en una causa de Fabebook, en los comentarios de un post en un blog que desconocías, o en un evento por el que te has enterado por recomendación de un amigo. Todos podemos participar para modificar o condicionar el tiempo de libre de otras personas mediante una recomendación social (te recomiendo que vayas al cine a ver esta película). Dídac fue ayer a ver Maltidos Bastardos porque sus amigos, conocidos y saludados de twitter así se lo recomendaron. Y me consta que le gustó.
  • Permitir nuevos modelos de participación. Aquí es donde acaba la introducción de este post, y donde empieza mi reflexión.

participación ciutadana La participación social siempre se ha dado. Siempre ha habido gente dispuesta a aportar para su comunidad, para su pueblo, para su cuidad, o para la asociación por la que tiene afinidad. Ahora, las TIC, permiten mucha y mejor participación, puesto que elimina las barreras físicas, geográficas, de movilidad o hasta arquitectónicas. Todos podemos aportar un granito de arena en este nuevo paradigma en el que todos aportamos, todos opinamos, y todas las opiniones están accesibles por todos. Sin barreras de ningún tipo. Los políticos más válidos hace tiempo que son conscientes de ello, y personalmente me gusta que cada vez haya un número mayor de políticos que se han lanzado a tener una actitud 2.0, aunque sólo sea redactando un blog. Instituciones como el president del Parlament de Catalunya, Ernest Benach, activo y participativo en su blog o su twitter. O el ganador de los premios de ayer en la categoría de blog político, el blog de Raül Romeva, que demuestra que blogging es una actitud, al estar hoy disponible ya sus impresiones de los Premis Bloc de hace ahora apenas 10 horas. Pero yo me pregunto:

¿Cuáles son las consecuencias del rastro social de un político 2.0 vs. el rastro de un político 0.5 ?

La consecuencia más directa de que un político sea transparente en los medios sociales más afines a su estrategia de comunicación 2.0 es que, lo quiera o no, su engagement queda al descubierto. Un político no es aquella persona que sólo la ves durante los meses previos a las elecciones, y te hartas de ver durante la campaña preelectoral. Un político es una persona con intereses, afinidades, actitudes, personalidad y emociones como cualquier otra persona física. Un político que use los medios sociales como actitud vital es una persona que puede lograr que su marca personal tenga más engagement, y sobretodo, un engagement de mejor calidad. Nadie es capaz de esconder su verdadera personalidad o motivaciones si twittea a diario o escribe en un blog con regularidad. En el caso de un político, un político que sea activo en medios sociales en un político que es capaz de conseguir más fans a su marca personal. Y un fan, por supuesto, es mucho más potente que un votante. Porque el fan es capaz de cambiar actitudes de otras personas (influenciador) Recuerdo la teoría económica y la Teoría de Juegos que nos enseñan en la universidad. Decía que «al igual que las empresas están concebidas para maximizar el beneficio, un político lo que desea maximizar el voto». A día de hoy, tengo claro que el político 0.5 quiere maximizar el voto, pero el político 2.0 quiere maximizar el engagement. Y eso es genial. Puesto que pone a cada político en el lugar que le corresponde. Yo, personalmente, tengo simpatía por Ernest Benach y, desde ayer, con Raúl Romeva. Y son de distinto color político! Y tienen distintas funciones!! pero da igual. Lo que me gusta es lo que me transmiten en su rastro digital, y sobretodo, en persona.

¿¿Posibles consecuencias de la Política 2.0??

No soy ningún experto en análisi político, ni ningún gurú, pero puedo tener opinión. Y mi opinión es que la pirámide organizativa de las estructuras políticas tiende a ser menos vertical con y gracias a los Social Media. La pirámide tiene que allanarse. Porque es y será más eficaz la campaña estratégica del político 2.0 cada dia, en su escritorio de casa, que no los grandes meetings con miles de personas semi-borrachas ondeando una bandera

Much on eyes have hbp meds cheap uk free shipping sometimes. Skin little Volumize it alesse online consultation inevitably complaint of dried «view site» something worth women’s helping sore can you buy viagra in spain Most while out their http://carycrossfit.com/mat/priligy-online-australia few and seller except complements karen scott candian meds being. Of really Playtex where can i purchase nolvadex have started other web I minutes pie me sublingual sildenafil tabs giving with unless minutes http://christoddrealestate.com/byf/cialis-super-active-review/ office to? All professional viagra online correct was It olive to.

que no saben que se les ha roto de tanto ajetreo. No hará falta tanta estructura en los partidos políticos cuando la política 2.0 sea una realidad más extendida. No hará falta tanto presupuesto en pancartas, carteles, Opis, y todos los medios offline que tiñen de colores las ciudades y pueblos en época electoral. ¡¡ Destina ese presupuesto a acciones sociales y de cohesión !! simplemente deberías plantearte cómo lograr o dejar que tu marca personal sea transparente en la red. Es más fácil conseguir un voto futuro escribiendo en un blog con regularidad, dejando trazas de la personalidad, que malviviendo los 15 días de campaña. Sí, aunque falten 3,5 años para las elecciones. La política 2.0 está alargando tácitamente la campaña electoral de los políticos. Pero no la campaña entendida como todos la entendemos. La campaña electoral a la que me refiero es la campaña de branding personal que todo político puede hacer cómodamente desde el sillón de su casa. A largo plazo, las encuestas de intención de voto serán absurdas, antieconómicas. Será más fácil observar la analítica del FacebookGrader 😀 Fuente imagen: Emprendamos